NOVA Show
Una todoterreno

Micaela Milagros Duarte, la modelo de Salsipuedes que recorre las pasarelas del mundo cautivando al público con su magia

Micaela es oriunda de Salsipuedes.
"Todo lo que he realizado fue gracias a mi familia", aseguró la joven.

Micaela Milagros Duarte es una auténtica todoterreno. Con sus jóvenes 20 años ha realizado un sinfín de disciplinas y, en diálogo con NOVA, hizo un repaso de su vida y susu sueños de cara al futuro

- ¿De dónde sos Mica?

- Nací en la localidad de Salsipuedes. 

- ¿Qué edad tenés?

- Tengo 20 años. 

- ¿Cómo eras de pequeña?

- Bueno, de pequeña era bastante complicada con el tema de cómo me vestía mi mamá, siempre quería andar bien vestidita y peinadita estando en casa. Tenía pasión por bailar danzas árabes. 

- ¿Cuándo nace tu amor por el baile?

- Desde mis tres añitos bailo, fueron unos ocho hermosos años bailando de escenario en escenario junto a mucha gente.

- ¿Te formaste en danzas?

A la danza como también al deporte los llevo en el alma, siempre quise estar de un lado para el otro haciendo una y mil cosas a la vez, viene muy de familia toda esta inquietud divina que me llena. Pasando a la etapa de la adolescencia he ido desarrollando otros deportes, cursos, estudios.  

- ¿Cuándo comenzaste con la gimnasia?

- Al ir soltando lo que  las Danzas Árabes me abrí en lo que es la gimnasia rítmica y me ayudó a ser más activa e inquieta de lo que ya era: saltaba, corría, subía, bajaba, daba piruetas, una cosa de locos. “Un terremoto” así me dicen mis papás y abuela. Viví desde mis seis años frente a un club de deportes, eso me súper impulsó a siempre querer hacer de todo.

- ¿De qué manera llega la moda a tu vida?

- A los 13 años de edad comencé con el modelaje y ahí fue cuando llegó la moda a enseñarme y enseñar a aquellos que no le daban mucha importancia, para que sepan lo lindo y necesario que es para todos,  para el bienestar y sobre todo para sentirnos cómodos a la hora de lucirnos como tales. 

- ¿Cómo fue tu formación como modelo profesional?

Al finalizar la primaria comencé modelaje en una agencia en donde yo era la única alumna, fui creciendo y fuimos creciendo de la mano de excelentísimos profesores y sobre todo el director, tuve la oportunidad de conocer a personas maravillosas. De ellos aprendí tantísimo, ese glamour y amor que se brinda en las pasarelas, cómo lucían sus vestimentas, la verdad fueron y son un ejemplo. Gracias a esto tan hermoso conocí lugares bellísimos, recuerdo cuando me llego un mensaje de mi director avisándome que iba a desfilar fuera del país y fue lo mejor que me pasó, desde ese momento corrí más y más detrás de toda esta linda movida, de andar de acá para allá ,conocer distintas pasarelas , distintas personas ,es inexplicable. 
Finalmente después de seis años de formar parte en esta agencia fui profesora de pasarela para niños y adolescentes.

- ¿Tuviste el apoyo de tu familia?

- Todo lo que he realizado fue gracias a mi familia que siempre me apoyó y me cuidó adonde iba y con quien iba, ellos fueron quienes me ayudaron a sentirme segura, a confiar en mí y aceptarme tal cual soy. Me dieron la valentía de hacer y rehacer todo lo que he logrado. 

- ¿Qué tan lejos te ha llevado el mundo de las pasarelas?

El modelaje me ha llevado muy lejos, hablo de la enseñanza, la práctica, realmente es otro mundo el que se vive, desde una cosa a la otra es totalmente distinto y tan bello tan fino y culto que no muchos lo ponemos en práctica para ser mejores, me ha llevado a tener esa actitud de comerme el público a la hora de desfilar, me hizo soltar todo ese amor que tenía por lo que hacía y no tan solo arriba de la pasarela; sino que me ayudó a mostrar quién soy en verdad, a defenderme, a quererme y demás. Gracias al gran protocolo que recibí durante esos  años  pude hacer  todo lo que me propuse hasta la actualidad. 

- ¿Te gustaría trabajar en Buenos Aires y en el exterior?

- Es uno de mis mayores motivos por el cual no quiero abandonar esta hermosa profesión, quiero seguir aprendiendo de grandes personas y nunca quedarme, si no que ir por mucho más.

- ¿Cuál es tu sueño?

Mi más grande lucha y sueño es que en las pasarelas se acepten todos los tipos de cuerpos sin importar estereotipos definidos, que no se dejen de lado esos cuerpos con curvas, esas caderas vistosas, y que en los castings se vea la actitud, firmeza, desenvoltura, y belleza de cada modelo no solo el cuerpo deseado.
Deseo seguir con esta locura por caminar en infinitas pasarelas, aprender, conocer, disfrutar, comerme el público, amarlo, sentir esos nervios en la primer salida y pensar que si el vestido, que si el zapato, que las fotos, que esto, que aquello y después volver a querer salir mil veces más. En fin, ser feliz como siempre lo fui cuando camino sobre una de ellas. 

 

Lectores: 362

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: